¿Para qué se necesita un Community Manager?

¿Para qué se necesita un Community Manager?

Uno de los beneficios de contar con un Community Manager es que es un vendedor.El CM posiciona la marca y crea empatía dentro de los clientes potenciales, lo que, antes o después,  se ve reflejado en ventas.

Un CM atrae tráfico a un sitio web, ya que no sólo se encarga de conectar con un público más específico a través de las redes sociales, sino que además se encarga de compartir el contenido creado por el departamento de Marketing. Esto funciona aún mejor cuando una empresa tiene un blog en el cual se crea contenido excelente constantemente. En resumen, el CM se encarga de traer tráfico relevante, convertirlo en clientes de la empresa y fidelizarlos.

Responsabilidades del Community Manager

1. Establecer y administrar las redes sociales de la empresa

Hacer uso de las redes sociales implica crear y administrar perfiles completos y de calidad, en donde se extienda la filosofía de la empresa y se comparta contenido relevante para nuestros clientes actuales y potenciales.

2. Escuchar de qué se está hablando en la web

Un CM se encarga investigar sobre qué está hablando el público objetivo de la empresa.

Una tarea esencial es entrar o crear grupos en LinkedIn o Facebook para llegar un público específico. Otro aspecto básico es monitorizar las conversaciones de la competencia.

Asimismo es importante buscar quienes son los personajes o perfiles sociales más influyentes de nuestro sector, con el fin de llegar a ellos y desarrollar relaciones de largo plazo.

Para ello, el CM también debe de encargarse de buscar herramientas que faciliten la automatización y monitorización.

Así mismo deberá informarse de los hechos más relevantes de la industria para transmitirlo tanto hacia el interior de la empresa como hacia el  público meta.

3. Expandir la Comunidad

Una de las metas principales del CM es hacer crecer la comunidad y dar a conocer la empresa.

Esto lo hace mezclándose a diario en las conversaciones que se llevan a cabo en foros, eventos, conferencias y en las redes sociales. Debe hacer uso de las plataformas adecuadas para compartir los contenidos.

El CM debe enfocarse en hacer crecer la comunidad atrayendo público relevante, público comprometido, cercano a la marca.

4. Distribuir contenido

El CM no se encarga de la estrategia de marketing. Y en general, tampoco se encarga de crear el contenido de la web o blog sino que su función es compartirlo y distribuirlo.

Distribuir el contenido significa no solo buscar público en las redes sociales, sino en todos aquellos lugares de internet en los que pueda haber posibles clientes: foros, blogs, etc.

5. Participar en las conversaciones

Es necesario que el CM participe activamente en las conversaciones que llevan a cabo en Internet

Por ejemplo, en los grupos de preguntas y respuestas de LinkedIn o en Facebook. Si no existen grupos relacionados al sector, qué mejor que crearlos y buscar integrantes para los mismos.

Conclusión

En conclusión quedaría la pregunta ¿Vale la pena tener un CM? Por supuesto que sí, sin embargo el CM no es el héroe que va a disparar tus ventas, ya que para que eso suceda, una empresa debe tener primeramente una estrategia de marketing y un producto o servicio que solucione las necesidades de los clientes actuales y potenciales. Para ello es necesario considerar que si lo anterior no se cumple, el Community Manager se tendrá que enfrentar entonces a críticas y a un público hostil.

Fuente: Ivan Ruíz, Marketing Comunidad