Campañas electorales en Internet… Primera parte: el marco

Campañas electorales en Internet… Primera parte: el marco

Las campañas electorales no pueden soslayar la omnipresencia de Internet en nuestras vidas. Mucho menos en un contexto político-económico donde la promoción por medios masivos como la gráfica y TV está fuertemente regulada y sus costos muy elevados.

Las mediciones sobre los consumos culturales de los argentinos indican una absoluta paridad en el tiempo que pasamos frente a la pantalla de la computadora con relación a la TV y a la radio: 2 ½ hs. aproximadamente en cada uno de ellos… con dos importantes ventajas de la computadora (en todas sus versiones) por sobre la radio y la TV: las conexiones interactivas y la portabilidad.

El Hombre moderno es un Hombre conectado (“Homo Coniuncta” lo definí en un tuit del año pasado) y los partidos políticos y candidatos lo saben muy bien.

Analizando la conformación etaria del padrón electoral argentino podemos distinguir 3 grandes grupos equilibrados: de 16 a 29 años (Generación Y), de 30 a 50 años (Generación X) y más de 50 años. A menor edad del elector mayor es su grado de conexión digital con el mundo. Tomando como base de referencia la última encuesta de consumos culturales digitales desarrollada por el Ministerio de Cultura de la Nación, más de 20 millones de votantes usan Internet en argentina. Su distribución etarea y geográfica se muestra en la siguiente figura

CAoW-xUWwAENXmC.jpg large

Pero además, Si analizamos las múltiples encuestas que se han publicado últimamente respecto la intención de voto (por ejemplo a presidente de la nación) vemos también que mucho está ya definido, pero los que aún no lo ha resuelto son muchos también (más de un 15%), conformando un electorado independiente e indeciso.

CAp5U-TWQAAENYF.jpg large

No hay que ser un genio de la sociología para advertir que ese electorado más independiente e indeciso que se ve claramente en las encuestas corresponde al grupo de menos de 50 años de edad, con mucha mayor influencia en las capas más jóvenes de menos de 30 años.

El desafío, sin dudas, de la clase política en general y de los encargados de las campañas en particular, es el de penetrar en esas capas más jóvenes para persuadirnos de elegir a sus candidatos. Y aquí es donde el Internet se muestra como el medio más idóneo para ejercer la acción de marketing.

Si bien las Generaciones X e Y son parecidas tienen culturas, usos y costumbres digitales diferentes.

CAoSIPgWgAASoZg.jpg large

Hay muchas formas de hacer campaña por Internet y en las redes sociales. Muchas de ellas explicadas en detalle en algunos de mis post anteriores en este blog, tales como éstas, por ejemplo:

– ¿Existe el tuit perfecto?: http://pablogustavodiaz.com/notas/existe-el-tuit-perfecto/

– Cómo responder a las críticas en las redes sociales: http://pablogustavodiaz.com/notas/como-responder-a-las-criticas-en-las-redes-sociales/

– Conoce la opinión de tu público con encuestas online: http://pablogustavodiaz.com/notas/conoce-la-opinion-de-tu-publico-con-encuestas-online/

– Midiendo el éxito en nuestras cuentas en Redes Sociales: http://pablogustavodiaz.com/notas/midiendo-el-exito-en-nuestras-cuentas-en-redes-sociales/

– Massapp, la aplicación para teléfonos móviles de Sergio Massa: http://pablogustavodiaz.com/notas/massapp-la-aplicacion-para-telefonos-moviles-de-sergio-massa/

Concluyendo podemos afirmar que el teatro de operaciones de las contiendas electorales ya no es sólo la calle con sus afiches y paredones pintados, o los spots en radio y TV o los avisos en las páginas de diarios y revistas. También lo es Internet y fundamentalmente las redes sociales que es dónde están los votantes más indecisos.

¿Estarán los candidatos y partidos políticos aprovechándolo bien?

@pablogusdiaz (en Twitter)